México

Duras críticas al gobernador de Yucatán, Mauricio Vila, por reprimir a manifestantes

Policías estatales lanzaron gases lacrimógenos contra ciudadanos que se manifestaron durante el informe de gobierno; entre los críticos, el alcalde de Mérida.

El choque entre manifestantes y policías en Mérida. ocurrido el pasado domingo 19 de enero durante el informe del gobernador de Yucatán, Mauricio Vila Dosal, ha motivado severas críticas al Ejecutivo yucateco de parte de organizaciones civiles y actores políticos.

También ha exhibido el desencuentro de Vila con el alcalde de Mérida, Renán Barrera, quien censuró expresamente la acción policíal contra manifestantes. Tanto el gobernador como el alcalde son militantes del Partido Acción Nacional

Un nuevo impuesto “de seguridad” del 8% que sería indexado a las tarifas eléctricas y el aumento al costo de placas y tarjetas de circulación han generado gran inconformidad en la población, a pesar de que la indexación del 8% no se concretó. Esa inconformidad fue una de las causas de la manifestación dominical.

 

El enfrentamiento

Los hechos ocurrieron cuando los inconformes se dirigían al Centro Internacional de Congresos de Yucatán, sede del informe de Vila, pero al llegar a las calles 60 y 65, se encontraron una valla metálica que atravesaba la arteria víal e impedía que siguieran su camino. La valla era parte de un fuerte operativo policial.

Los ánimos se exaltaron y un grupo de personas intentó abrirse paso entre los policías que resguardaban el sitio. Segundos después, fueron lanzados gases lacrimógenos y los manifestantes –incluidos menores de edad y personas de la tercera edad– fueron dispersados.

En el lugar varias personas videograbaron el enfrentamiento y minutos más tarde las imágenes se viralizaron en redes sociales.

Grupo Indignación y Codhey condenan la represión

Grupo Indignación calificó estos actos como “represivos” y mediante un comunicado explicó que “se violentó el derecho al libre tránsito y hubo detenciones arbitrarias”.

“El uso desproporcionado de la fuerza contra una manifestación, en este caso el uso de gas lacrimógeno, configura una represión y constituye una grave violación a los derechos humanos”, dice el documento.

Asimismo, el secretario ejecutivo de la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Yucatán (Codhey), Gustavo Arjona Canto, informó que se abrió una queja de oficio y que nada justifica que los policías avienten granadas de gas lacrimógeno a la gente que sale a la calle a protestar.

 

Agitadores llegados de otras entidades: Vila

Posteriormente, el gobernador Vila Dosal “justificó” la reacción de las fuerzas policiacas y reprobó la presencia de ‘agitadores profesionales’-algunos procedentes de otros estados- que agredieron a los elementos de seguridad durante la manifestación

El uso de gases lacrimógenos sólo se da por instrucciones de mandos superiores, pero el comandante Luis Felipe Saidén Ojeda dijo que el uniformado “accionó un mecanismo disuasivo para defender a sus compañeros policías de la agresión de la que eran objeto”. El policía ha sido suspendido mientras se realiza una investigación

En noviembre pasado, activistas por los derechos de las mujeres acusaron al gobierno de Vila Dosal de criminalizar las protestas feministas, luego de detener a seis mujeres que se manifestaban en el Día Internacional en Contra de la Violencia de Género. (Con información y foto de Javier Escalante Rosado).




Source link

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Deja una respuesta

Mira tambien
Cerrar
Botón volver arriba