EconomíaMéxicoPolitica

Esta noche es la noche en la que Dexter Morgan vuelve a asesinar

Después de ocho temporadas, la vida televisiva del personaje literario Dexter Morgan terminó en 2013, colocándose entre los cierres menos satisfactorios de la televisión reciente. Teniendo en cuenta la gran popularidad del personaje y que la moda de relanzar éxitos pasados ha recuperado a decenas de producciones en los últimos años, era cuestión de tiempo que regresara el famoso asesino en serie y su particular código ético, que le obliga a matar solo a asesinos.

Dexter: New Blood se estrena este lunes 8 de noviembre en Movistar+. En su nueva vida hace más frío. El personaje interpretado por Michael C. Hall abandonaba en ese polémico final la luminosa Miami y la comisaría de policía en la que trabajaba, el lugar que le proporcionaba sus víctimas. Ahora vive en la localidad ficticia, helada y monocromática de Iron Lake (Nueva York), un sitio muy pequeño y aislado donde es difícil encontrar nuevos enemigos. Se esconde bajo un nombre falso, Jim Lindsay, y se mantiene en fase de abstinencia. Solo usa un hacha para cortar troncos de árbol. Pero su pasado resurge entre la nieve y, con él, su oscuro pasajero, como denomina a su impulso violento.

Para Michael C. Hall, regresar al personaje era un asunto inevitable tras la decepción que sintieron sus seguidores. “Aquel capítulo final dejó las cosas demasiado abiertas y entiendo las reacciones negativas. Pero, para explicar qué había ocurrido con Dexter y lo complicadas que se habían convertido las relaciones con sus seres queridos necesitábamos que los años pasaran de forma literal. No nos servía un salto en el tiempo”, explicaba el actor a mediados de octubre en conversación telemática.

Dexter Morgan saca de nuevo sus herramientas de trabajo en la ficticia Iron Lake.
Dexter Morgan saca de nuevo sus herramientas de trabajo en la ficticia Iron Lake.Movistar+

“Esto no es la temporada nueve de Dexter. Queríamos dejar claro que ha pasado una década desde la última vez que el espectador vio al personaje”, aclaraba Clyde Phillips, uno de sus creadores principales. Este reinicio, una ficción de 10 capítulos con final cerrado, es especialmente complejo para una producción que se aferró durante años a los rituales y las liturgias de su protagonista. Con ellos, el asesino en serie controlaba su instinto y el relato construía una original voz narrativa, a través de frases recurrentes en el guion y de la memorable banda sonora de Daniel Licht. Dexter: New Blood se ve obligado a buscar un equilibrio entre los códigos del pasado y los de este nuevo comienzo. “Hemos tenido que inventar nuevos rituales, pero ¿a quién vamos a engañar? Esto es Dexter. Va a volver a morir gente”, avanza su responsable.

Un villano a la altura

Phillips se hizo cargo de las primeras cuatro temporadas. Fue su ciclo más exitoso y llegó a su punto más álgido con la presencia del villano Trinity, interpretado por John Lithgow. El actor secundario hará, de un modo u otro, aparición en esta nueva tanda de episodios recuperando al personaje que le dio en 2010 uno de sus seis premios Emmy. “Creo que va a contentar a nuestros seguidores y va a ser la forma de conectarlos con el pasado de la serie”, apunta Hall, muy cauto para no destripar la trama antes de tiempo. También regresará Debra, la hermana de Dexter encarnada por Jennifer Carpenter, convertida en la nueva voz de la conciencia del protagonista.

El abuso del privilegio de Kurt Caldwell es el enemigo al que se enfrenta Dexter Morgan en esta tanda de capítulos. Se trata de un hombre querido en Iron Lake, alguien que hizo fortuna dirigiendo grandes petrolíferas, como su padre, y que ha terminado controlado la economía del lugar y la vida de sus ciudadanos. En torno a él se suceden otros antagonistas más abstractos, como son la tensión racial y la diferencia de clases, confirma Phillips: “Teníamos que llevar la historia al 2021 y contar que esos y otros elementos, como el acoso, la crisis de los opioides y la negación del cambio climático, están a la orden del día en la sociedad estadounidense”. Michael C. Hall, que también ejerce de productor ejecutivo, enfatiza “el deseo explícito de que las tramas hicieran referencia a la realidad política actual”.

Kurt Caldwell, el enemigo del Dexter de 2021.
Kurt Caldwell, el enemigo del Dexter de 2021.Movistar+

Con el cambio de siglo nació una generación de antihéroes que se convirtieron en el centro del relato. Junto al Walter White de Breaking Bad, la enfermera Jackie Peyton o el amoral detective de The Shield se encontraba Dexter, un asesino que lograba que los espectadores se sentaran cada semana ante el televisor para celebrar sus actos. El actor que lo interpreta cree que el suyo tenía algo especial: “Todos ellos son personas relativamente normales que deciden adentrarse en su lado oscuro. Dexter hace todo lo contrario”, puntualiza. Para Phiillips, fue “el talento y el carisma de Michael” los que hicieron que la gente quisiera al personaje. “También ayudó la voz en off que creamos para que describiera sus vulnerabilidades”, continúa el productor, que hace más de 15 años se encargó de cambiar del guion del capítulo piloto “varios detalles que hubieran convertido a Dexter en alguien brutal, incapaz de despertar la empatía de la gente”.

A pesar del dramático cambio de escenario, las frases con las que el personaje definió a su oscuro pasajero en esos primeros minutos de la serie siguen encajando en Dexter: New Blood: “Esta noche es la noche. Y va a volver a ocurrir. Una y otra vez. Tiene que ocurrir”.

Puedes seguir EL PAÍS TELEVISIÓN en Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.




Source link

Looks like you have blocked notifications!

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba