Sabías Que

Frases de Elisabeth Taylor en el día de su nacimiento

Un 27 de febrero de 1932 nace la actriz Elizabeth Taylor en Hampstead, Londres, Inglaterra. Fue una actriz de renombre que se hizo muy popular por sus papeles en grandes películas como Cleopatra, Gigante o La gata sobre el tejado de zinc. Veamos las frases de Elisabeth Taylor.

Como curiosidades, a destacar que ganó 2 premios Oscar a la mejor actriz y diversos Globos de Oro. Taylor se casó ocho veces con siete maridos.

Cuando la gente dice: «Ella tiene todo», tengo una respuesta: no he tenido mañana.

El problema con las personas que no tienen vicios es que, en general, puedes estar bastante seguro de que van a tener algunas virtudes bastante molestas.

Es extraño que los años nos enseñen paciencia; que cuanto más corto sea nuestro tiempo, mayor será nuestra capacidad de espera.

Adoro usar joyas, pero no porque sean mías. No puedes poseer su resplandor, sólo puedes admirarlo.

Me siento muy aventurera. Hay tantas puertas para abrir, y no tengo miedo de mirar detrás de ellas. Son frases de Elisabeth Taylor.

¿Por qué las personas homosexuales no deberían poder vivir tan abierta y libremente como todos los demás? A lo que se reduce, en última instancia, es al amor. ¿Cómo puede algo malo salir del amor? Lo malo proviene de la desconfianza, la incomprensión y, Dios sabe, del odio y de la ignorancia.

Tengo 45 años. No me veo mal para alguien de mi edad, con mi historial de enfermedades y operaciones y todos esos anestésicos. Cuando te dejan inconsciente, te da tiempo para ponerte al día con tu sueño reparador.

Cuando las personas dicen ‘ella lo tiene todo’, solo tengo esta respuesta: ‘No tengo el mañana.

Mi madre dice que no abrí los ojos durante ocho días después de mi nacimiento, pero cuando lo hice, lo primero que vi fue un anillo de compromiso. Me enganché.

Siempre he preferido los animales a las niñas o niños. Tuve mi primer caballo, en realidad era un pony de Terranova, cuando tenía tres años, y me encantó montar, sin que nadie me encadenara, cabalgando a pelo tan rápido como pude.

Si alguien es suficientemente tonto para ofrecerme un millón de dólares por hacer una película, no soy tonta como para desecharlo.

Lo que vale no es la posesión, sino el proceso que lleva a ella. Mira las frases de Elisabeth Taylor.

Después de Richard, todos los hombres de mi vida solo estuvieron ahí para abrirme la puerta y sujetarme el abrigo.

Adoro usar gemas, pero no porque sean mías. No puedes poseer resplandor, solo puedes admirarlo.

Mientras estoy sentada escribiéndote me como una caja de dulces, pero honestamente debo dejar de comer tanto.

No creo que el Presidente Bush este haciendo algo sobre el Sida. De hecho, no estoy segura de que sepa deletrear Sida.

Nunca he tenido un deseo tan grande de pegarle a alguien con todas mis fuerzas.

La esperanza vieja es la más dura de perder.

Si alguien es lo suficientemente tonto como para ofrecerme un millón de dólares para hacer una foto, ciertamente no soy lo suficientemente tonta como para rechazarlo.

Las cosas que son importantes para mí: ser madre, empresaria y activista, son cosas que surgen gracias a una enorme pasión.

Quiero que siempre seamos ‘amantes’… incluso si llevamos 75 años de casados y tenemos unos 12 bisnietos.

¡Nunca pretendí ser una reina! Cleopatra era un papel y yo una actriz.

Si alguien es suficientemente tonto para ofrecerme un millón de dólares por hacer una película, no soy tonta como para desecharlo.

Soy una esposa muy comprometida. Y debería ser comprometida, por casarme tantas veces.

Siempre he admitido que mi mayor guía es la pasión.

Mientras estoy sentada escribiéndote me como una caja de dulces, pero honestamente debo dejar de comer tanto.

Si alguien es suficientemente tonto para ofrecerme un millón de dólares por hacer una película, yo no soy tan tonta como para desecharlo.

Sólo me he acostado con hombres con los que me he casado. ¿Cuántas mujeres pueden decir eso?

Para mí, actuar es una cuestión de concentración absoluta. Puedes reírte y reírte con tus amigos hasta el momento en que el director dice: «¡Acción!» Luego, pone su mente en forma y en el personaje que está interpretando y se relaciona con las personas con las que está actuando y olvida a todos los demás con los que ha estado bromeando.

Me resulta bastante tedioso trabajar con algunos actores que tienen que arrinconarse y saltar de un lado a otro, sacudir las manos y los brazos y decirle al director: «Solo un segundo, estaré listo en unos minutos». todos los otros actores están esperando para entrar. Luego dicen: «¡Bien! Estoy listo ahora». Y luego vienen y lo hacen exactamente de la misma manera que lo hicieron en el ensayo.

 


Source link

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba