Gastronomía

Totó, el italiano de moda en Madrid, abre su terraza

Totó se ha convertido en el último año en una referencia para los amantes de la cocina italiana. Perteneciente al grupo Tatel, junto al que está ubicado en el Paseo de la Castellana de Madrid, Totó ofrece las mejores pastas frescas, pizzas, cócteles y una maravillosa carta de vinos con cientos de referencias desde el Veneto hasta Sicilia. Y ahora, además, cuando se cumple un año de su apertura estrena una espectacular terraza para dejarse ver en las calurosas tardes y noches madrileñas.

La propuesta del chef romano Emiliano Celli se ha convertido en un acierto. En sólo un año Totó se ha convertido en la referencia italiana en Madrid, en el que se pueden degustar unas impresionantes tablas de fiambres típicamente italianos con sus rocas de parmigiano, donde no falta una fresquísima burrata o su imperdible pasta fresca, entre la que hay que destacar su Vera Carbonara y los exquisitos Raviolo Totó.

El ambiente del amplio espacio interior se traslada ahora también al exterior. A una amplia terraza con jardincito en medio del asfalto y los edificios de la capital. Las mesas elegantemente vestidas de blanco transportan a esa Italia sofisticada y romántica, la de la época del esplendor de su cine en los 50 y 60.

Si destacamos algo de Totó es su carta donde podrás degustar clásicos como la Parmigiana de Zucchine, la pasta carbonara o unos gnocchi con ricota, parmigiano reggiano y mantequilla trufada. Pero si quieres experimentar los mejores sabores que ofrece el país de la bota, no te debes perder platos como el Vitello Tonnato, que es una especie de carpaccio de ternera blanca con crema fría de atún, anchoas y alcaparras.

También hay hueco para sorprender al comensal. El picoteo es realmente llamativo. Celli propone, entre otros platos, unas tostas con anchoas del Cantábrico y stracciatella que son una perdición o las croquetas de arroz y mozzarella.

Restaurante Totó carta

Entre los platos principales, destacamos los Raviolo Totó, rellenos de ricotta y ralladura de limón, gamba y queso robiola… este plato no te lo puedes perder. Y si quieres ir sobre seguro no te dejes de probar la vera carbonara. Hay que decir que las pastas las elaboran en el propio local, delante de los comensales, así que no te cortes y acércate a curiosear -justo al lado tienes la bodega, de la que luego hablaremos.

Uno de los platos más especiales que probarás en Totó, esta es otra recomendación, es la Fregola di Sardegna. Esta pasta no se encuentra en todos los sitios, ya que se trata de una receta milenaria de la Cerdeña. Se elabora en paella y tiene, además de la fregola, pulpo, lomitos de sepia y salicornia –para el que no lo sepa, es una planta que crece en agua salada.

Totó

En la carta del restaurante Totó no podía faltar la pizza. Pero pizza napolitana, la que se considera más tradicional. Aquí el chef Celli propone desde una Pizza Bianca, en la que el queso es el protagonista, a la Pizza Totó, donde se mezclan el huevo, la alcachofa y la trufa con jamón de Parma y aceitunas negras.

Para los amantes de las recetas italianas de carne y pescado también hay suculentas propuestas en Totó. Entre las destacadas, la Orecchia di Elefante, un enorme filete a la milanesa servido con patata al romero o la Baccala alla Napoletana, un lomo de bacalao sobre cama de patata con tomate y alcaparras.

Y de postre… no puede faltar un clásico: el Tiramisú Totó es imperdible pero te recomendamos que te salgas de los cánones de lo que suele ser el postre más demandado en los restaurantes italianos y pruebes la Panna cotta allo Champagne, un postre fresco y sorprendente.

Mejor restaurante italiano Madrid

Cócteles

Totó cuida los detalles al máximo y ha querido trasladar no sólo la cocina clásica italiana. También quiere sorprender al comensal con su coctelería, donde no faltan bebidas clásicas como el Aperol o el Campari con naranja pero también hay propuestas sorprendentes y con nombre muy sugerentes: Margarita alla italiana, Amore per la mela o Bella Toscana.

Cócteles Totó

Carta de vinos

Como dijimos anteriormente, la bodega de Totó merece mención aparte. Para los que no se quieren quedar en el típico Lambrusco –que los hay, y muy buenos–, el restaurante del grupo Tatel ha elaborado una amplia carta con referencias de prácticamente toda Italia. Desde los Barolo del Piamonte, pasando por vinos del Veneto, de Lombardía o la Toscana, la lista de vinos es inagotable. Tampoco faltan vinos franceses y, por supuesto, españoles. Si no lo tienes claro, déjate asesorar por el siempre amable personal de Totó. Pero si quieres lanzarte a la aventura de los no tan conocidos vinos italianos, una recomendación: Quota 29 Primitivo.

Bodega de Totó
La impresionante bodega de Totó


Source link

Mostrar Mas

¿Ya viste esto?

Back to top button