FutbolLiga Europea

0-2: Silva y Aritz sellan el pasaporte virtual para la Real

La jornada no estuvo lejos de ser perfecta porque el Omonia le fue ganando al United, pero la Real cubrió con solvencia y algunos destellos de brillantez el expediente y su victoria ante el Sheriff en Chisinau le da su pasaporte virtual hacia las eliminatorias.  Queda por determinar si acaba primera o segunda en dura pelea con un Manchester que debe pasar por Anoeta. Silva, con un golazo por la escuadra y Aritz, con un testarazo marca de la casa, rubricaron en la segunda parte el triunfo en un partido en el que Imanol sólo reservó a Zubimendi  y en el que lo único que faltó fue más colmillo y ambición en el tramo final, con la victoria en el bolsillo y un jugador más, para obtener un resultado más abultado, ya que el balance de goles puede ser un factor decisivo al final. 

Con este resultado, la Real factura una primera parte de la fase de grupos inmejorable, con nueve puntos de nueve, tres más que el United y deja a siete y nueve puntos al Sheriff y el Omonia a falta de nueve. 

Imanol sorprendió dejando en su ‘once’ a prácticamente todas sus estrellas, incluido un Silva que aparecía en el banquillo en todos los pronósticos. El oriotarra entendió que este encuentro tenía tanta trascendencia o más que el del domingo ante el Villarreal y sólo hizo tres cambios y dos de ellos motivados por motivos musculares: Sola por el lesionado Gorosabel, Rico por Aihen y Guevara por Zubimendi, que acabó el duelo en Girona con un golpe en la rodilla.

Lo mejor, el gol del Omonia

Sin apenas cambios, con sus cracks, tres lados del rombo mágico y la ‘connection’ vikingo-japonesa arriba, la Real perpetró un primer tiempo mediocre otra vez convertido en una ruleta rusa, un intercambio de golpes, como en Girona, aunque en este caso sin  consecuencias en forma de goles. Lo más gratificante de esta mitad inicial fue el gol del Omonia contra el United. La Real tuvo el cuero en el 65% del tiempo, pero no el gobierno del partido. Silva, que en ocasiones bajaba hasta el puesto de lateral derecho para recibir, Merino Brais apenas aparecían y en el caso de los dos últimos era para perderla en la mayoría de las ocasiones. 



Galería

Sheriff Tiraspol-Real Sociedad, en imágenes

DUMITRU DORU / EFE


Así, la Real sólo rozó el gol en jugadas en las que pudo robar en campo contrario y sorprender a la carrera, sobre todo con Sorloth como estilete. El noruego probó al meta Koval tras un recorte por detrás antes de que Badolo buscara el ángulo tras una buena sucesión de pases de un Sheriff contestatario. Silva fue el siguiente en opositar al gol, pero su preciosa banana de libre directo salió susurrando a la escuadra. 

El Sheriff lucía el poder de sus jugadores africanos y la velocidad y habilidad de sus atacantes brasileños. El nigeriano Rashid volvió un tanto loco a Sola por la izquierda y forzó a Remiro a conocer la tierra de Chisinau, igual que Pernambuco poco después. El goleador Brais se topó con un cuero inesperado en el cogollo del área, pero le sobrevinieron todas las meigas y chutó mordido y  desviado. 

Todo aclarado en 10 minutos

Todo se aclaró en los 10 primeros minutos de la reanudación. Silva quitó las telarañas de la portería moldava para toda la vida después de una combinación de muchos quilates a la primera de todo el ataque de la Real. Tocaron Sorloth, Kubo y Silva en profundidad, antes de que el noruego diera el pause a la jugada y viera el camino despejado hacia atrás hacia el grancanario. El escuadrazo  es una muesca más en el brillante expediente de Silva.  Sonreía por fin la Real, aunque el gol del United les hacía torcer un tanto el gesto. 

Nueve minutos después del 0-1, llegó la roja de Kyabou, al que ‘expulsó’ Sola forzando sus dos amarillas. Y de esa falta, por la valentía innata y los redaños del donostiarra con su autopase, nació el segundo, obra de Aritz. El de toda la vida del beasaindarra. Brais ejecutó con música una falta desde su txoko favorito, desde donde marcó directamente al Girona, y el central penetró en el área como cuando el AVE pase por el Goierri.

Llegaron los cambios, pero unos minutos tarde, porque en el interín, Silva recibió una tarascada que le retorció el tobillo y tuvo que salir cojeando.  Brais tenía reservada toda su magia para esta reanudación: facturó una extraordinaria acción, con control orientado hacia adelante y pase delicioso a Merino, a lo Odegaard a Oyarzabal ante el Alavés. El navarro, en su partido menos atinado, decidió picar ante el arquero con casi todo para él. Y le salió alto. 

Con todo resuelto, Imanol decidió dar respiro a sus intocables Brais y Merino, que serán vitales ante el Villarreal. 22 minutos más para un Carlos Fernández que los necesita para acercarse a ser lo que fue. 

Le faltó en los compases finales colmillo a la Real para intentar llevarse un saco de goles que pueden ser vitales para dilucidar quién es primero de grupo, pero su paso por la Europa League está siendo impecable. 

Sheriff: Koval; Zohuri, Kiki, Rodeljic; Diop, Atiemwen (Outtara, min.66), Badolo, Kyuabou, Pernambuco (Mudasiru, min.66), Viseu y Rashid. 

Real Sociedad:  Remiro; Sola (Arambarri, min.68)), Aritz, Pacheco, Rico; Guevara, Merino (Illarramendi, min.76), Brais Méndez (Turrientes, min.76), Silva (Carlos Fernández, min.68); Kubo y Sorloth (Karrikaburu, min.81).

Goles: 0-1: Silva (min.52). 0-2: Aritz (min.62)

Árbitro: Harold Lechner.  Amonestó a Kyabou (min.17 y min.60), Sola (min.28), Atiemwen (min.30). Expulsó a Kyabu en el 60′.

Espectadores:  Unos 4.000 en el Zimbru Chisinau. 

ver ficha partido




Source link

Looks like you have blocked notifications!

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba