BásquetbolDeportes

119:123: Los Bucks ya tocan el anillo tras remontar en Phoenix

Los Milwaukee Bucks están a una sola victoria de lograr un anillo de la NBA que se les resiste desde hace más de medio siglo. Después de remontar 16 puntos de desventaja en el primer cuarto y resistir el envite local en el último, el equipo de Wisconsin logró asaltar el feudo de los Phoenix Suns con un magnífico y sufrido triunfo por 119-123 que sitúa el 2-3 en la eliminatoria por el título .

Con su ‘big-three’ por bandera, el equipo de Mike Budenholzer protagonizó un
encuentro de campeón y tiró de corazón, talento y agallas para superar una situación límite en los primeros compases del choque, que terminó resolviéndose por pequeños detalles tras un 12-3 de parcial local que dejó el partido en 119-120 a falta de 50 segundos por disputarse.

gg.didomi.doWhenConsent(true, «c:twitterwi-wUmBnnKy», function(){
var fbScript = document.createElement(«script»);
fbScript.src = «https://platform.twitter.com/widgets.js»;
fbScript.async = true;
document.querySelector(«body»).appendChild(fbScript);
} );

Jrue Holiday, con un alley-oop descomunal para Giannis Antetokounmpo a pocos segundos de la conclusión, resultó decisivo en su mejor partido de las Finales de la NBA y de los playoffs. El base, que terminó con 27 puntos y 13 asistencias (12-20 TC), fue el principal protagonista del asalto en Arizona, que selló Khris Middleton con un acierto desde la línea de personal a 9,8 segundos del bocinazo definitivo.

gg.didomi.doWhenConsent(true, «c:twitterwi-wUmBnnKy», function(){
var fbScript = document.createElement(«script»);
fbScript.src = «https://platform.twitter.com/widgets.js»;
fbScript.async = true;
document.querySelector(«body»).appendChild(fbScript);
} );

En una secuencia algo alocada, un mal ataque y pérdida de Holiday otorgó la posesión para lograr la victoria a los Suns, que vieron como el propio base rival corregía su error al otro lado con un robo de balón sobre Devin Booker, de nuevo impresionante pero solitario con 40 puntos para los locales (17-33 TC). Los triples impresionantes que clavaron él y Chris Paul, resurgido en el último período y autor de 21 puntos y 11 asistencias (9-16 TC), no fueron suficientes para defender el factor cancha, por primera vez roto en la serie por el título.

Middleton, una vez más, ejerció como principal ejecutor de los Bucks en los minutos decisivos, y terminó con 29 puntos, 7 rebotes y 5 asistencias (12-23 TC). Antetokounmpo, por su lado, supo medir sus esfuerzos en todo momento, haciendo la jugada adecuada cuando su equipo le buscaba y le requería. El griego, menos amasador de la pelota anoche, acabó con 32 puntos, 9 rebotes y 6 asistencias (14-23 TC) que le mantienen como principal candidato al MVP de las Finales.

data-youtube-vid>

El partido de Milwaukee desprendió dosis de equipo de campeonato. La mayor experiencia en playoffs sí fue un factor después de sobreponerse a un parcial inicial contrario de 37-21 con un 24-43 impresionante en el segundo. Al descanso, los Bucks habían borrado una desventaja de 16 puntos e incluso dominaban por 61-64, una ventaja que incrementaron en el tercer período hasta el 90-100 (+10).

Phoenix pecó de Bookerdependencia por culpa del mal partido de sus otros referentes. Deandre Ayton, correcto en ataque, autor de 20 puntos y 10 rebotes, volvió a quedar en evidencia en defensa, donde no pudo frenar ninguna de las propuestas del rival. Chris Paul, renacido en el cuarto final con una secuencia de 8 puntos consecutivos, estuvo desaparecido y desesperado ante la gran defensa de Holiday el resto de partido.

gg.didomi.doWhenConsent(true, «c:twitterwi-wUmBnnKy», function(){
var fbScript = document.createElement(«script»);
fbScript.src = «https://platform.twitter.com/widgets.js»;
fbScript.async = true;
document.querySelector(«body»).appendChild(fbScript);
} );

Los otros pupilos de Monty Williams jugaron a fogonazos, olvidando la máquina perfectamente engrasada que habían demostrado ser durante toda la temporada. Quizás presionados ante la importancia del quinto partido, y sobre todo algo descolocados por la furiosa remontada de los Bucks, que borraron en medio cuarto todo el terreno perdido, los Suns fueron una caricatura de sí mismos.

Los triples de Mikal Bridges en el último cuarto (13 puntos), también parte del intento de remontada, descubrieron también algún que otro agujero táctico ante el desaprovechamiento de todo su talento. Jae Crowder, termómetro del equipo cuando las cosas van bien o mal, metió sus 10 puntos totales en el primer cuarto y luego pasó completamente desapercibido.

Todo lo contrario les ocurrió a los visitantes, que fueron de menos a más y supieron superar también el momento decisivo con los locales apretando las tuercas en un final de infarto. Bobby Portis y Brook López, con 9 puntos cada uno, compartieron minutos con Anteto y Tucker en una alineación extraña e inédita de Budenholzer que dio frutos en un abrir y cerrar de ojos.

Luego regresó el esquema habitual y Pat Connaughton volvió a aportar eficiencia y esfuerzo desde el banquillo, con 14 puntos y un 4 de 6 en triples que lideró la magnífica noche de acierto de los Bucks desde el perímetro. Milwaukee anotó 14 triples de 28 intentos, mientras que Phoenix fue más eficiente todavía con 13 aciertos de 19 intentos. Ambos equipos lanzaron 87 tiros de campo, pero los visitantes anotaron 50 de ellos (57,5%), dos más que los locales.

La hoja estadística, una vez más, presentó un partido y una eliminatoria tremenda, igualada y emocionante. Anímicamente y por sensaciones, eso sí, se notó que los Bucks jugaron todo el partido con un puntito más que los Suns.

En un escenario definitivo y ante la magnitud del premio, ese pequeño extra es el que permite a Milwaukee viajar al sexto partido en casa con la oportunidad de levantar el primer anillo de la era Antetokounmpo.


Source link

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba