Belleza

¿Cómo usar el aceite de coco para dejar la piel nueva?

Ya hace un tiempo que el uso de aceites naturales se ha popularizado (pues hemos descubierto las múltiples ventajas que tienen tanto para nuestra salud como para nuestro pelo y nuestra piel). Descubre cómo usar el aceite de coco para la piel.

Se trata de un producto muy versátil que puede usarse tanto para el pelo como para la piel e incluso con fines culinarios. Ahora bien, hay una forma de aplicación en cada caso que debe respetarse para que el resultado sea óptimo.

Así pues, si no conoces la técnica adecuada, te animamos a seguir leyendo para descubrir cómo usar el aceite de coco para la piel, de forma correcta, para lograr cada uno de tus objetivos de belleza.

Tu pelo lo agradecerá tanto si es liso como si es rizado 

Si lo que te interesa es definir tus ondas (tanto de forma suave como si quieres conseguir un efecto wet) o controlar el encrespamiento, aplicar un poco de aceite de coco a modo de espuma o gel cuando ya lo tengas limpio, puede serte de gran utilidad; al igual que si usas este aceite a modo de sérum en las puntas abiertas.

Eso sí, si el problema es que lo notas muy seco, lo que puedes hacer es meterlo en un bol y calentarlo para después aplicarlo de medios a puntas y dejarlo reposar durante una hora y media antes de lavarte el pelo. Seguro que al salir de la ducha notas tu cabello reparado y visiblemente más sano ¡también si lo dejas actuar durante toda la noche!

Puedes aplicarlo también en tu piel para comprobar cómo se transforma

Otra buena noticia es que también puedes aplicarlo en el rostro, incluyéndolo en tu rutina de belleza facial justo tras la limpieza. Pero mientras que aplicarlo en spray directamente sobre tu rostro o en grandes cantidades con las manos puede ser contraproducente.

Si incluyes unas gotitas a tu crema hidratante habitual mientras realizas un masaje con movimientos ascendentes, podrás activar tu circulación permitiendo que tu rostro se beneficie de todos los nutrientes que el aceite de coco contiene, entre ellos vitaminas E y K, ácidos grasos Omega 6 y ácidos como el palmítico, el laúrico y el caprílico.

Y es que, si este producto se ha puesto tan de moda como componente en productos cosméticos, es porque usándolo también podremos disfrutar de sus propiedades antisépticas, antioxidantes y anti-edad también en casos de pieles secas y atópicas.

 


Source link

Looks like you have blocked notifications!

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba