MéxicoPolitica

El paquete de rescate a la banca es monumental: Reyes Orona

En tanto, para Alfredo Figueroa, México no está en una misma condición similar a la época del Fobaproa, pues no hay ahora una quiebra de los bancos.

Lo preocupante del programa de liquidez planteado por el Banco de México es la parte de los 250 mil millones de pesos que corresponden a la liberación de depósitos de regulación monetaria, es decir, las entregas que hace el público en los bancos, explicó Gabriel Reyes Orona, exprocurador fiscal de la Federación.

Durante la Mesa de Análisis de Aristegui en Vivo, refirió que las instituciones bancarias tienen la obligación de mantener dichos depósitos en el banco central, pues estos tienen el propósito de que el circulante no crezca de manera desmesurada.

“El hecho de que se anuncie que 250 mil millones de pesos van a entrar de golpe a la circulación, es verdaderamente alarmante. El depósito de regulación monetaria es una medida prudencial, es un control, un mecanismo para evitar que se dé un fenómeno que se conoce como el multiplicador bancario”, dijo.

Te puede interesar: Anuncio del Banco de México es un Fobaproa sin nombre: Reyes Orona

“El hecho de que se relaje la política monetaria, que se acuda a una política expansionista que va a poner de golpe 250 mil millones de pesos en la calle, nos coloca en la ruta de la inflación, porque la producción de bienes y servicios no solamente no está aumentando, sino que es previsible que vaya a caer”, agregó.

El exprocurador fiscal de la Federación también detalló que los otros 20 mil millones de dólares, que son 500 mil millones de pesos, tienen que ver con créditos que el Banco de México va a otorgar a la banca a través de reportos, los cuales son compra-ventas con pacto de retroventa.

“Lo preocupante es que no sólo son valores gubernamentales los que son objeto de compra-venta por parte del Banco de México, sino que se están incluyendo créditos corporativos o títulos de deuda emitidos por empresas a condición de que sean calificados como A, es decir, de acreditada liquidez o solvencia, eso fue lo que hizo exactamente el Fobaproa en su primera fase, comprar créditos A y B”, expuso.

Te puede interesar: Banxico inyectará 750 mil mdp para dar liquidez al mercado

Para Reyes Orona, esto significa que el paquete de rescate a la banca es monumental y que el propio presidente Andrés Manuel López Obrador ya advirtió dónde están los problemas: un gran problema de discrecionalidad y de opacidad más un posible deterioro de los títulos emitidos.

“Mientras que el presidente anuncia un crédito de 25 mil millones de pesos para Pymes, el Banco de México está anunciando un programa de créditos por 500 mil millones de pesos para la banca con garantías muy cuestionables”, consideró. 

El Banco de México va a prestar al 6%, pero los bancos pueden decir a cuánto y a quién le van a prestar. Esto quiere decir que con el grave problema de margen financiero que tenemos en México los bancos pueden estar recibiendo préstamos a 6, y estarlos colocando a 10, 15 o hasta 20 por ciento, pero no solo eso, pueden concentrarlos en los clientes que ellos decidan y por los montos que ellos decidan”, apuntó.

Te puede interesar: Consejo Coordinador Empresarial reconoce las medidas de Banxico

El presidente también ya advirtió que muchos de estos títulos emitidos por grupos empresariales se van a deteriorar; hoy son A, pero mañana pueden ser B y gradualmente conforme la crisis se vaya ahondando pueden acabar siendo basura, agregó.

Sin embargo, Reyes Orona opinó que este rescate sí tiene diferencias con el Fobaproa de los años 90, pues este es mucho más caro.

“El Fobaproa, el crédito por 50 mil millones de dólares que se archivó por parte de la administración Clinton pasó al Poder Legislativo. Los 60 mil millones de dólares del swap no pasaron ni pasarán al Legislativo, pero lo que sí es cierto es que los 5 mil millones de dólares que ya ejerció el Banco de México de esa línea swap con la Reserva Federal ya es deuda nacional”, subrayó.

Te puede interesar: Hacienda reconoce ‘sensibilidad’ de Banxico al bajar tasa de referencia

Por su parte, Alfredo Figueroa, exconsejero del IFE, compartió con su compañero de mesa la preocupación por el tema de la transparencia.

“Creo que hay que hacer un esfuerzo excepcional en este momento de crisis sanitaria en el mundo por transparentar recursos, origen y destino”, indicó.

No obstante, difirió en el tema de estar en la misma condición de la época del Fobaproa, pues dijo, no hay una quiebra de los bancos.

“A mí la medida de inyectar liquidez a los bancos me parece que en términos macroeconómicos adecuada, pero habrá que revisar de dónde provienen los recursos y cómo se están empleando. Lo que vamos a tener que hacer es estar muy atentos a que aquello que se está inyectando sí tenga una repercusión productiva, no sólo digamos de especulación financiera”, comentó.

Te puede interesar: Bank of America anticipa dos recortes más de tasas de Banxico en mayo y junio

“Creo que era indispensable entregar este dinero, financiar a un conjunto de empresas. Hay un falso dilema en México relacionado con que las Pymes no deben ser apoyadas y los de la micro sí. En eso creo que lo que hay que poner enfrente es que hay casos como el microchangarro que tiene que ver con las Pymes, hay conexión económica y lo que debemos tener es un apoyo generalizado micro, pequeñas, medianas y grandes”, concluyó.




Source link

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba