Noticias Internacionales

Eva Kaili, la cara más visible del escándalo de la Eurocámara, defendía a Qatar como “un modelo en derechos laborales”

La eurodiputada socialista griega Eva Kaili, de 44 años, es la cara más visible del caso de corrupción que sacude el Parlamento Europeo y estalló este viernes con la detención en Bélgica de seis personas, entre las cuales hay cuatro imputados, todos ellos investigados por supuestos sobornos procedentes de Qatar, sede del Mundial de fútbol 2022. Kaili ha visto cómo se desmorona en una tarde una carrera política que inició a los 22 años como concejala en Salónica, su ciudad natal, dentro del partido socialista griego (Pasok); continuó a los 29 como la diputada más joven de su país, y continuó como europarlamentaria a los 36 años hasta ocupar desde el pasado enero una de las 14 vicepresidencias de la Eurocámara.

La policía belga se incautó este viernes en el domicilio de Kaili de 150.000 euros en billetes de 20 y de 50. La antigua periodista está ahora imputada por pertenencia a organización criminal, blanqueo de dinero y corrupción. Su pareja, el italiano Francesco Giorgi, de 33 años y asistente parlamentario en la misma Cámara, también ha sido imputado.

Kaili ensalzó a Qatar en la tribuna de la Eurocámara el 22 de noviembre, dos días después de su viaje. Dijo: “El torneo de fútbol de Qatar es un ejemplo concreto de cómo la diplomacia deportiva puede conducir a una transformación histórica de un país cuyas reformas han inspirado al mundo árabe”.

Antes, Kaili había descrito a Qatar como un “modelo en derechos laborales”, saliendo al paso de las numerosas críticas que ha recibido el país del Golfo por parte de organizaciones humanitarias. La eurodiputada cargó contra los críticos: “[Los organizadores de Qatar] se comprometieron con un objetivo y se abrieron al mundo”, espetó en un discurso citado por la agencia Reuters. “A pesar de eso, algunos aquí pretenden boicotearlos. Les atacan y acusan de corrupción a todos los que hablan con ellos o se comprometen con ellos”.

El periodista griego Tasos Telloglou indica por teléfono desde Atenas que Kaili era una periodista famosa, presentadora de noticias en el mayor canal privado de Grecia y en 2002 decidió presentarse como concejala en las elecciones municipales de Salónica. “El Pasok (partido socialista griego)”, explica Telloglou, “estaba lleno de gente muy mayor, necesitaba cambiar de imagen. Y Eva Kaili era una cara muy conocida y atractiva”.

Kaili se fue distanciando en los últimos meses del partido socialista. El diario Le Monde recordaba este lunes unas declaraciones suyas de 2019, en las que criticaba las ayudas sociales que impulsó el Gobierno de izquierdas del partido Syriza (2015-2019), cuando las medidas impuestas por la Unión Europea hundieron en la pobreza a millones de griegos, tras el rescate europeo de la década pasada. Kaili criticó esas ayudas diciendo que “los subsidios son para vagos”. Poco a poco, la antigua periodista se iba colocando en el margen más a la derecha de la formación.

Únete para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

SuscríbeteMás información

El momento de mayor fractura con la organización se produjo el pasado verano, cuando el líder de los socialistas, Nikos Androulakis, reveló que estaba siendo espiado por los servicios secretos de su país. Kaili se cuidó entonces de no criticar al partido conservador griego en el poder, Nueva Democracia. Y no asistió a las sesiones de la comisión del Parlamento Europeo encargado de investigar ese asunto, a pesar de que pertenecía a ella.

El padre de Kaili se encuentra en libertad condicional después de que la policía lo detuviese con 600.000 euros en metálico. Por su parte, la justicia griega ha congelado los bienes tanto de Kaili como del padre y de Magdalena, hermana de la eurodiputada. El Pasok la expulsó de sus filas este sábado y el Parlamento Europeo la ha suspendido de sus funciones. Entre los bienes congelados a ella y sus familiares por la justicia griega se encuentran depósitos por valor de 463.000 euros, tres automóviles, seis propiedades e inversiones de hasta 2,5 millones de euros, según destacan varios medios griegos.

El periodista Tasos Telloglou relata que era vecino de Kaili antes de que ella se mudara a Bruselas, en 2014. “Entonces llevaba una vida normal, sin extravagancias”, recuerda. Telloglou relata que cuando Kaili era concejala en Salónica solía mantener muy buenas relaciones con Ivan Savvidis, un magnate ruso con nacionalidad griega, dueño del equipo de fútbol Paok de Salónica. “Cuando Rusia invadió Ucrania”, recuerda Telloglou, “Kaili no condenó la invasión. Después dijo que esa postura había sido un simple error y se solidarizó con Ucrania”.

El sitio griego Efsyn destacó este lunes que Eva Kaili viajó el 20 de noviembre a Qatar sin publicar ninguna foto sobre el viaje. “El 30 de noviembre”, relata Telloglou, “después de su viaje a Qatar, fundó junto a su pareja una agencia inmobiliaria en Atenas. El capital de esa agencia está ahora congelado por la justicia”.

El 1 de diciembre participó en una votación de una comisión parlamentaria a la que no pertenecía y en la que no había anunciado su presencia. La comisión trataba sobre la exención de visados entre Qatar y la Unión Europea. Kaili votó a favor de los intereses de Qatar. “Después”, explica Telloglou, “confesó que había votado por error. Pero son muchos errores en su carrera: primero lo de no condenar la invasión de Rusia y después esto”.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.




Source link

Looks like you have blocked notifications!

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba