BásquetbolDeportes

Un inicio horrendo condena a los Thunder ante los Clippers

Cuando las cosas empiezan mal, es difícil remontar. Que se lo digan a Oklahoma City Thunder que sufrió ayer una derrota ante Los Angeles Clippers por 108 a 100 tras permitir un doloroso parcial en contra al inicio del encuentro.

Los angelinos, que están a bordo de una racha fantástica y lideran la Conferencia Oeste, pisaron el acelerador desde el primer instante, impidiendo cualquier tipo de reacción por parte de los Thunder. El parcial inicial de 36 a 19 condenó a Oklahoma, que fue a remolque el resto del encuentro.

gg.didomi.doWhenConsent(true, «c:twitterwi-wUmBnnKy», function(){
var fbScript = document.createElement(«script»);
fbScript.src = «https://platform.twitter.com/widgets.js»;
fbScript.async = true;
document.querySelector(«body»).appendChild(fbScript);
} );

Protagonista fue, con todas sus letras, Kawhi Leonard. El alero demostró por qué es uno de los mejores jugadores del mundo con una actuación sensacional en ambos lados de la cancha. Leonard terminó con 34 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias y la sensación de dominio que tienen solo los mejores.

Esta vez no necesitaron los Clippers la mejor versión de su otra estrella. Paul George apenas anotó 11 puntos, encestando 4 de sus 13 intentos de tiro. No hizo falta más y otros hombres menos habituales se unieron a la causa.

Serge Ibaka cuajó uno de sus mejores partidos con su nuevo equipo. El interior español anotó 7 de sus 8 tiros y sumó 6 rebotes, para terminar con 17 puntos y ser el segundo máximo anotador del conjunto angelino. Ibaka hizo mucho daño jugando de fuera hacia adentro y Oklahoma sufrió intentando frenarle.

gg.didomi.doWhenConsent(true, «c:twitterwi-wUmBnnKy», function(){
var fbScript = document.createElement(«script»);
fbScript.src = «https://platform.twitter.com/widgets.js»;
fbScript.async = true;
document.querySelector(«body»).appendChild(fbScript);
} );

En los Thunder faltaron puntos y, sobre todo, faltó convicción. Tan solo aguantó el tipo Shai Gilgeous-Alexander, el base estrella del equipo. El canadiense anotó 23 puntos, cogió 6 rebotes y repartió 7 asistencias, aunque se encontró muy solo a las órdenes del equipo.

El único compañero de Shai que estuvo a la altura fue el veterano George Hill, que anotó 9 de sus 12 tiros para terminar con 22 tantos. El resto, desaparecidos en combate. Oklahoma está entrando peligrosamente en terreno pantanoso, una especie de limbo de alternar victorias y derrotas sin conseguir nada.


Source link

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

Noticias Relacionadas

Botón volver arriba
Nos gustaría mostrarle notificaciones de las últimas noticias y actualizaciones.
Dismiss
Allow Notifications