DeportesMotoGP

La multiculturalidad, la seña de identidad del equipo Repsol Honda

El mundo de MotoGP aglutina a miles de personas de muchísimas nacionalidades unidas por una misma pasión: el motociclismo. Un carácter multicultural que está muy presente desde las gradas a los ‘hospitalities’ y en cada box. El caso del equipo Repsol Honda refleja a la perfección esa valiosa amalgama de procedencias y culturas distintas, cuya integración contribuye decisivamente a crear un ambiente abierto y respetuoso entre sus integrantes, para los que el aprendizaje continuo está garantizado.

Si bien la mayoría de las 51 personas que conforman el grupo son españoles y japoneses, también hay italianos, alemanes, ingleses, franceses y holandeses. Esta circunstancia –que se da tanto en el equipo de Marc Márquez como en el de Pol Espargaró y el resto del personal que trabaja para ambos– aporta distintas visiones que enriquecen el trabajo y la convivencia temporada tras temporada. De hecho, el 90% de las personas lleva un promedio de diez años trabajando codo con codo en perfecta armonía. Por eso, los miembros del equipo están en contacto estrecho a lo largo del año, incluso lejos de las pistas.

Los países que cuentan con más representación en el equipo son España y Japón, seguidos de Italia, Alemania, Reino Unido, Francia y Países Bajos

Pero lo cierto es que donde las relaciones más se fortalecen es dentro de los circuitos, fruto de ir todos a una, independientemente del origen o formación de cada persona. Según un portavoz del equipo, “nunca se forman clanes según la procedencia, siempre vamos todos juntos”, aunque matiza que “con la Covid hemos tenido que estar un poco más separados, por ejemplo en el ‘hospitality’ cuando comemos”. Por cierto, en el catering el tipo de comida predominante es la mediterránea y la japonesa, una combinación que cuenta con el beneplácito de la mayoría.

En cuanto al idioma vehicular para comunicarse, como en prácticamente cualquier entorno internacional, es el inglés, aunque en los descansos y situaciones más informales resulta habitual que los europeos lo intercalen con el español y el italiano. Lógicamente, hablar en japonés fluidamente queda restringido a la representación nipona, aunque el resto pueda atreverse con alguna palabra o expresión suelta. Quizás la única nota discordante en ocasiones entre europeos y asiáticos sea el sentido del humor, probablemente por la dificultad de decodificar determinados chistes o bromas.

FOTO: HRC

Un grupo muy cohesionado

El motociclismo no es el único deporte que mantiene unidos a los miembros del equipo. Así, muchos de ellos suelen salir a correr juntos los jueves por el circuito, y antes de la pandemia el mismo día también jugaban un partido de fútbol, una costumbre que esperan poder recuperar próximamente.

Se trata de aficiones que ayudan al continuo ‘team building’ que requiere un grupo tan internacional y numeroso, y que además reúne a personas de distintos ámbitos profesionales: mecánica, ingeniería, comunicación, ‘hospitality’, logística… En este sentido, una figura clave es el ‘team manager’, Alberto Puig, que se encarga de coordinar a todo el personal y fomentar una óptima cohesión interna.

Una tarea tan importante como compleja, teniendo en cuenta que cada piloto dispone de un equipo “en exclusiva” formado por nueve profesionales (un ingeniero de pista, un jefe de mecánicos, un ingeniero electrónico, un telemétrico, cuatro mecánicos y un jefe de suspensiones), cuyas tareas se centran en el ajuste y en menor medida en el mantenimiento de las motos, invirtiendo la mayor parte del esfuerzo en mejorar el rendimiento. Por otra parte, Marc y Pol comparten a los tres managers y a un nutrido grupo de ingenieros y personal de HRC que orientan su trabajo a apoyar al equipo en su conjunto.

Diversidad de perfiles

Como veíamos, la mayor parte del equipo tiene un perfil técnico, y a su vez muchos de los mecánicos y de los ingenieros están especializados en campos específicos (electrónica, telemetría…) Hay que tener en cuenta que las firmas Öhlins, Brembo y Michelin también proveen de personal a cada piloto, para asistir con las suspensiones, frenos y neumáticos respectivamente. Fuera del box, aunque desempeñando también tareas técnicas, está el encargado de repuestos, que lleva un exhaustivo control de las piezas disponibles y las prepara rápidamente en caso de avería.

Predominan los profesionales de perfil técnico (ingenieros y mecánicos), aunque también son esenciales los que desempeñan tareas de coordinación, comunicación y ‘hospitality’

Por otra parte, unas diez personas de distintos ámbitos profesionales (periodistas, gestores, cocineros…) se encargan de otras funciones tan necesarias como la comunicación, la organización, la logística y el ‘hospitality’. Además, el equipo cuenta con personal que ofrece apoyo a distancia en las oficinas de Saitama (Japón) y en el Repsol Technology Lab, en Móstoles.

Y es que, aunque los pilotos son las caras conocidas del equipo Repsol Honda, cuentan con un gran equipo internacional y multitasking detrás que lleva muchos años trabajando conjuntamente no solo para obtener buenos resultados en las pistas, sino para mantener un entorno de confianza y cooperación temporada tras temporada.




Source link

Looks like you have blocked notifications!

Neto

Soy Neto, creador de LaNetaNeta.com Me apasiona leer y aprender, disfruto escribir y compartir publicaciones interesantes con el publico.

¿Ya viste esto?

Botón volver arriba